Entradas con la etiqueta ‘aficionados a los naipes’


dic
9th

Secretos del Póker (Cinco Cartas) II

Secretos del Póker (Cinco Cartas) IILlegamos al punto en que estamos con nuestras cinco cartas en la mano. Las reglas del póker de cinco cartas o five card draw poker, indican que podremos descartarnos hasta tres de ellas. Por ello decíamos que ambos momentos, el de la apuesta que se realiza una vez percibidas las cartas y el del descarte, son clave para el desempeño futuro de cada uno en el juego.

Aquí veremos, también, si nuestros rivales son jugadores consistentes o principiantes. Alguien que apuesta muy alto luego de repartidas las cinco cartas iniciales, y luego se descarta tres naipes para que le entreguen otros tres, posiblemente sea una persona con criterios de juego poco inteligentes.

De todas maneras, ese es el elemento estratégico al que siempre se hace alusión en el póker, pues lo que hay que hacer se define en distintos pasos, decisiones que si las conectamos bien, y logramos persuadir a nuestros rivales de lo que queremos, entonces tendremos altas probabilidades de hacer que nuestras apuestas rindan sus esperados frutos.

Decíamos que una vez hechas las apuestas, cada uno de los apostadores puede descartarse de un máximo de tres cartas. Si vemos que alguien se descarta de solo una carta, es posible que esté buscando color o escalera. También en posible que haya sido muy afortunado y haya recibido un póker, aunque de ser así, lo más probable es que su apuesta inicial sea realmente muy alta. Aunque también puede ser que no haya querido vender su juego, para no asustar a sus contrincantes.

dic
8th

Secretos del Póker (Cinco Cartas)

El five card draw póker o póker de cinco cartas es la versión más tradicional que podremos hallar de este juego de azar. Sin dudas, entre las preferencias de los jugadores de póker se ubica bien arriba. Uno de los pókeres preferidos de los aficionados a los naipes franceses.

Hay diferencias en la forma de jugarlo a este respecto, pero el juego puede comenzar o no con una apuesta de ingreso al juego. En casi todos los juegos de casino esta es una particularidad que se mantiene vigente.

No hay participación si no hay apuesta. Entonces, en el póker, que no debería ser la excepción, antes de que se repartan las cartas debe cada uno de los jugadores que pretende tomar parte en el juego, haber b. Sin embargo, en muchas modalidades de póker de cinco cartas, la primera apuesta se realiza solo después de que las cartas han sido ya repartidas.

Siguiendo con la explicación, veremos que el póker de cinco cartas, de aquí en más, se muestra como un juego más sencillo que otras variantes del póker, como son el Texas holdem y el Omaha.

Una vez que han sido repartidas las cartas, la ronda de apuestas que le sigue es ineludible, el primer momento clave del juego. De aquí sabremos, o podremos intuir, parte de lo que vendrá luego. Claro que podremos encontrarnos con jugadores que apuesten muy fuerte en la primera apuesta, como intentando proyectar una imagen falsa, pero no se estila blufear en ella.