abr
3rd

Esencia del Juego de Casino III

Esencia del Juego de Casino IIISi el póker clásico de cinco cartas no es el mejor ejemplar, entre las variantes de póker existentes, para representar al póker en el casino, el que sí creemos que es tal es el póker caribeño. En el póker caribeño se cumplen todos los requisitos que un juego de casino debe tener: es un juego dinámico, los jugadores pueden entrar y salir del juego a cada mano, se compite contra el casino mismo.

Todos estos factores lo transforman en un juego de naipes ideal para ser parte del repertorio de juegos de azar que forman parte habitualmente del casino. Tiene un diagrama de juego similar al que podemos encontrar en clásicos de los naipes como el blackjack. Los jugadores se sientan, en una partida de póker caribeño, alrededor de una mesa. Y cada uno de ellos recibirá sus cartas, las cuales le servirán para enfrentarse con el crupier.

El juego tiene inicio cuando los jugadores realizan su apuesta inicial. El casino les indicará límites mínimos y máximos para las apuestas, y luego será el propio jugador quien decida qué monto estará dispuesto a apostar.

Las cinco cartas que el jugador recibe de parte del crupier le son entregadas directamente con su cara visible hacia arriba. El crupier recibe cinco cartas, de las cuales una queda visible y las otras cuatro con la cara hacia abajo.

EL jugador debe decidir con esa sola carta de las que le han tocado al crupier que puede ver, si sus naipes son o no mejores que los de la banca.

VN:F [1.9.15_1155]
  Calificación: 0.0/10 (0 Votos)

Post relacionados